sábado, 8 de agosto de 2015

¿Qué está pasando en Grecia?

En apenas 6 meses, las esperanzas que el pueblo griego depositó en el partido SYRIZA y en el actual primer ministro, Alexis Tsipras, se han transformado en una profunda decepción. Las promesas de un cambio tras sucesivos rescates que empobrecían cada vez más al pueblo griego se han quedado en nada tras el último acuerdo entre el gobierno griego y la UE el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional.
Este acuerdo, que profundiza en nuevos recortes (aumento del IVA, retrasos en la edad de jubilación, más privatizaciones, reformas laborales, etc.) que afectarán sobre todo a la mayoría trabajadora de Grecia, constituye en la práctica un triunfo del gran capital, de las grandes empresas, que ven más protegidos así sus intereses y sus beneficios.
El PCPE entiende que el nuevo acuerdo (memorándum) acordado la noche del 12 de julio y aprobado 3 días después en el parlamento griego, es un ataque brutal contra el pueblo trabajador griego. La mayor parte de las medidas acordadas por unanimidad en Bruselas suponen una profundización en la ya terrible situación social y laboral del país, que servirán para un nuevo saqueo del país y un enriquecimiento de la gran patronal, de los monopolios tanto griegos como extranjeros, a costa de los trabajadores y trabajadoras de Grecia.
El hecho de que el parlamento griego haya aprobado ese memorándum, presentado por el gobierno de SYRIZA, ha mostrado con absoluta claridad las limitaciones que supone la gestión capitalista. Por muchas promesas que se hagan, ni las mayorías parlamentarias, ni los referéndums benefician a la mayoría trabajadora mientras se continúe gestionando con las misma lógica de las instituciones capitalistas y sin ofrecer un modelo alternativo real. SYRIZA está jugando el mismo papel que en su día jugó el PASOK, en Españaa el PSOE, la vieja socialdemocracia, legitimando y aplicando políticas contrarias a os intereses de los trabajadores y trabajadoras, y situándose al lado del gran capital.
Espeíficamente, el caso del referéndum del 5 de julio tiene una gran transcendencia. Mientras inicialmente el gobierno de SYRIZA pedía el NO" a la propuesta de la Comisión Europea, el BCE y el FMI, finalmente se ha ignorado absolutamentese ese resultado y Tsipras ha pactado un acuerdo más duro que el que sólo unos días antes quiso que el pueblo griego rechazase, generando con ello aún más frustración en todos aquellos que confiaron en el gobierno de SYRIZA. Todo un engaño a la mayoría trabajadora de Grecia que, en nuestro país, es apoyado por organizaciones como PODEMOS o IU, que siguen fomentando ilusiones sobre la gestión "humana" del capitalismo.
El PCPE ha apoyado en todo momento las posiciones del Partido Comunista de Grecia (KKE), que ha mantenido una firme posición por la salida de la UE y el euro con el pueblo en el poder, la única realmente viable en beneficio de la clase obrera y los sectores populares, a la vez que ha denunciado lass distintas maniobras tanto del gobierno de SYRIZA como de los acreedores, teniendo que soportar por ello la incomprensión, las difamaciones y las calumnias de quienes apoyan ciegaamente a SYRIZA en España (IU, PODEMOS).
Pensamos que lo ocurrido en Grecia genera importantes enseñanzas para la lucha obrera y popular en nuestro país. Por una parte ha mostrado que no se pueden realizar políticas beneficiosas para la mayoría trabajadora en el marco de la gestión capitalista, que es mentira el discurso de construir una Unión europea "más social". También ha servido para desenmascarar las mentiras de quienes han fomentado las ilusiones sobre la posibilidad de una salida favorable al pueblo sin una ruptura con la UE imperialista.
El PCPE plantea a la mayoría trabajadora de nuestro país una alternativa real fuera de las cadenas de las estructuras imperialistas de la UE y la OTAN, y una salida del Euro en el marco de un proceso de construcción de verdadero poder obrero y popular.